Skip to main content

[Bloomberg Línea] Con más inversión, Guatemala será el jaguar de Centroamérica: director de Progreso

Por octubre 20, 2021octubre 26th, 2021Sala de prensa

El empresario José Miguel Torrebiarte habló con Bloomberg Línea sobre los retos del país para impulsar el sector privado y frenar el éxodo de talento.

Por Leidys Becerra.

Guatemala se ha visto golpeada durante los últimos años por fenómenos naturales que han destruido zonas del país, exacerbado la pobreza y generado necesidades de recuperar su infraestructura de manera urgente. Eso además de las constantes olas de ciudadanos que migran hacia Estados Unidos en busca de un mejor futuro para ellos y sus familias.

En ese contexto, José Miguel Torrebiarte, uno de los principales empresarios de Guatemala, remarcó en diálogo con Bloomberg Línea la necesidad de impulsar la inversión extranjera y fomentar tratados de libre comercio con México como dos de los principales factores que necesita el país para comenzar a lidiar con sus distintos retos.

Ver más: Cepal propone invertir US$44.735 millones para abordar migración en Centroamérica

Torrebiarte es director de Progreso, una de las principales industrias de cemento y comercialización de materiales de construcción en Centroamérica; presidente de Calzado Cobán, también empresa exportadora; vicepresidente de Fundesa y miembro del Consejo Empresarial de América Latina (CEAL).

Esta entrevista fue editada por motivos de extensión y claridad.

Cada año más de 300.000 guatemaltecos deciden salir de su país como migrantes irregulares, ¿Cómo puede la empresa privada contribuir a mitigar este éxodo masivo?

Primero, confiando e invirtiendo en el país. La empresa privada puede ser un gran catalizador de la generación de empleo, de atracción de inversión y de apoyo al gobierno para generar condiciones óptimas para la llegada de inversiones.

Es necesario que las empresas busquen oportunidades a través de los cambios en las cadenas logísticas. Guatemala debe ser un destino de atracción de inversión extranjera para incrementar las exportaciones, mejorar los ingresos de los guatemaltecos y generar cerca de 2.5 millones de empleos en los próximos 10 años.

Como empresarios hemos contratado estudios de consultoría para analizar qué productos y necesidades tiene, por ejemplo, el mercado de Estados Unidos y cómo Guatemala puede ser bueno para ellos, qué es lo que mejor hacemos, cómo podemos proveerlos, de tal manera que podamos potenciar la generación de empleos en el corto plazo.

En ese sentido hemos identificado varias fortalezas como la maquila tradicional, que podemos ser un fuerte destino para los call centers y Business Process Outsourcing (BPOS), que tenemos capacidad para producir medicamentos, así como que somos fuertes en el agro y la manufactura liviana. Estas son oportunidades que podemos aprovechar para impulsar la economía y reducir la migración.

Pero para desarrollar esto requerimos un gran esfuerzo, necesitamos que las instituciones del gobierno permitan las condiciones para que esto pueda ocurrir. Además, tienen que resolver problemas sociales a corto plazo porque cuando hay hambre y necesidades inmediatas, hay migración inminente y fuga de talentos. Hay que apostar a programas de alivios de reconstrucción de viviendas para afectados por fenómenos naturales, de alimentación completa, etc.

¿Hay condiciones en Guatemala para generar empresa? ¿Hay algunos lastres que superar en este sentido?

Yo creo que sí hay condiciones para generar empresa, Guatemala tiene un sistema financiero muy dinámico, tiene cualidades de tiempo para montar empresa y no tiene limitantes para que el capital extranjero venga.

Sin embargo, hay retos que superar. Por ejemplo, los call centers, por decir un sector, requieren de personal que hable inglés, por lo que hay que tener capital humano capacitado y en el país actualmente hay solo 2.000 jóvenes que se gradúan al año sabiendo inglés cuando estimamos que este sector necesita 10.000 jóvenes al año. Es importante que sepan este idioma para que ocupen posiciones de trabajo como esta, para que no esté desierta esta oferta laboral, para que crezca la industria y para que esos jóvenes no se conviertan en potenciales migrantes a EE.UU.

El país también tiene que mejorar la infraestructura portuaria, vial, aeroportuaria y de agua. Además, es básico tener certeza jurídica para que lleguen las inversiones al país y se mantengan en el tiempo.

¿Cómo ve la cooperación regional para el impulso de Guatemala?

Para Guatemala económicamente es muy importante el mercado centroamericano. La mayoría de nuestros productos agrícolas son exportados a Centroamérica, esa colaboración y flujo de mercadería es importante mantenerlo, desde Guatemala hasta Costa Rica.

Pero una región que es muy importante para Guatemala es México y creo que tenemos ahí una gran oportunidad. Es importante que a futuro Guatemala tenga esa relación comercial directa con México, siendo el hermano grande y el vecino más inmediato de Guatemala.

Alicia Bárcena, cabeza de la Cepal, destacó recientemente la importancia de que México le compre más productos a Guatemala; lo mismo el presidente ¿Usted también lo ve necesario?

México es un mercado grande, no creo que le podamos exigir, pero sí trabajar en los tratados de libre comercio ya establecidos porque hay en ellos ciertos productos y condiciones que hoy no son favorables para Guatemala, obviamente tiene que ser a través de la institucionalidad. Tenemos que evaluar condiciones que favorezcan el flujo y la balanza comercial entre Guatemala y Centroamérica, que puede ser mejor porque ahorita hay un gran desbalance comercial.

Además, los empresarios deben tomarse los riesgos de ir a atender el mercado mexicano, muchas empresas lo han hecho exitosamente, pero ahí hay grandes oportunidades todavía por explotar.

¿Hay algún otro mercado con el que Guatemala debería establecer relaciones comerciales fuertes?

Yo creo que Europa es otro de los mercados que puede ser muy favorable para los productos del agro guatemalteco, pero primero tenemos que ser exportadores que generen más valor y no solo commodities. El mercado de Estados Unidos también sigue siendo uno de los más atractivos y con la cadena logística tan compleja, hoy por hoy es donde nos podemos posicionar mejor en el corto plazo.

Pero, como te digo, hoy como está el mundo yo sí creo que primero tenemos que generar productos de valor y atraer más inversión extranjera para aumentar más la exportación. No podemos depender solo de lo que ya producimos.

El pasado 22 de septiembre, el presidente Giammattei pidió más inversión extranjera directa en Guatemala para frenar la migración, ¿esta podría ser una solución?

Es importante que Guatemala aumente la inversión extranjera, de empresas de otros sectores. Por ejemplo, podríamos traer parte de la industria automotriz y generar cadenas de valor entre Guatemala, México y Estados Unidos, que parte de esa fabricación de componentes pudiera estar en Guatemala, podría ser un impulso para el país.

¿Qué le ha faltado a Guatemala para traer esa inversión?

Creo que Guatemala no se ha vendido bien, que tenemos que ser mucho más constantes, congruentes y hábiles al vender todos los beneficios que puede ofrecer el país a la inversión extranjera.

Además, nos ha faltado certeza jurídica en algunos casos, algunas medidas no han sido óptimas para algunos inversionistas. Sin embargo, si nos vemos comparados con la región, yo creo que Guatemala tiene mejores condiciones y tenemos que ser más proactivos en atraer esas inversiones.

Por otro lado, la corrupción es uno de los principales frenos en Guatemala y la corrupción más triste es la que destruye las capacidades del gobierno a través del clientelismo de gente que participa en las instituciones del Estado, que las debilitan de tal manera que impiden que los guatemaltecos tengan acceso a buena salud y buena educación, clave para la economía. Yo creo que esto no es de un gobierno, sino algo de lo que sufre Guatemala y toda la región y es una de las luchas más importantes.

Nos falta invertir en infraestructura y tenemos que reducir las brechas de talentos en inglés. Se deben ir reduciendo para que la inversión se sienta más cómoda.

¿Cuáles son los retos para una recuperación económica con mayores aportes a los de la pre-pandemia?

Guatemala tiene una oportunidad en el tema logístico, tiene una posición logística estratégica, tenemos dos océanos, tenemos mano de obra muy eficiente, y puede ser un destino donde los inversionistas pueden encontrar gente trabajadora.

Tenemos que posicionarnos como un gran destino de inversión para que estas inversiones puedan convertir a Guatemala en HUB de Centroamérica y así poder exportar a EE.UU, México y toda la región del norte.

Pero primero hay que cerrar en el mediano plazo la brecha de desnutrición crónica que es uno de los problemas más agobiantes que tiene Guatemala. Enfocarnos en tener una juventud que esté a su pleno potencial cuando llegue a su edad productiva y que pueda ser parte de esa nueva Guatemala que estamos visualizando, con inversión extranjera, empleos de calidad y dignos. Creo que nos vamos a convertir en el jaguar de Centroamérica.

Consulta la fuente original aquí.